Reducir las pérdidas y el desperdicio de alimentos es un desafío

Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
Share on whatsapp
WhatsApp
Share on telegram
Telegram
Share on email
Email
Share on print
Print

SANTO DOMINGO, 29 de  septiembre de 2020.- El Día Internacional de Concienciación sobre la Pérdida y el Desperdicio de Alimentos encuentra al mundo en una situación especial.
La COVID-19 ha provocado, entre otras consecuencias, que las cadenas de suministros de alimentos en diversos países se vean interrumpidas por las medidas de cuarentena, lo que ha provocado pérdida alimentaria.
Por un lado, productores y distribuidores no han encontrado mercado y por otro, las compras compulsivas de consumidores devinieron en un gran desperdicio de alimentos.
Hoy, 29 de septiembre, ayudamos a crear conciencia sobre la importancia de frenar el desperdicio de alimentos, abogando por una producción y un consumo más sostenible, que garantice la seguridad alimentaria y la nutrición de la población. Y que contribuya, además, con las metas Hambre Cero, Consumo y producción responsable y el Cambio Climático.
La celebración de este día fue establecido en 2019 por la 74a Asamblea General de las Naciones Unidas.

¿Sabías que?

  • La pérdida y el desperdicio de alimentos implican un mal uso de los recursos y un impacto ambiental negativo.
  • En América Latina y el Caribe se pierde el 11,6% de los alimentos producidos desde la etapa posterior a la cosecha hasta la venta al por menor, pero sin incluir esta última.
  • Si el desperdicio de alimentos fuera un país, sería el tercer mayor emisor de Gas de Efecto Invernadero del mundo.
  • Análisis cualitativos indican que la pérdida y desperdicio de alimentos ha empeorado durante la pandemia.
  • No podemos permitir que se tiren alimentos cuando más de 690 millones de personas siguen pasando #hambre en el mundo cada día.

Redactado por Prensa Prosoli.
 
 

Recomendados